Mindfulness en el trabajo: ¿Funciona realmente?

Mindfulness en el trabajo: ¿Funciona realmente?

Mindfulness surgió como una forma de intentar reducir el estrés, definido por la Organización Mundial de la Salud como epidemia mundial.

En el trabajo un alto porcentaje de trabajadores lo sufren dando lugar a bajas, ascentismo laboral y bajo rendimiento.

Esto llevó a empresas como Google, Apple y, cada día muchas más, a integrarlo en su jornada laboral.

En el programa de entrenamiento en Mindfulness  se trabaja con la atención como una forma de fortalecer la observación de lo que sucede y regular la respuesta o reaccionar de una forma más adecuada a lo que vaya acontenciendo, en mi entorno y en mí mismo.

Por lo tanto, la práctica de Mindfulness en el trabajo y en el día a día, nos trae una serie de beneficios:

  1. Mejor manejo de las situaciones estresantes lo que conlleva una clara reducción del estrés.

Se crea un mayor espacio entre la situación estresante y la respuesta, lo que da lugar a una mayor capacidad de respuesta ante dicha situación.

  1. Al trabajar la atención la productividad aumenta.

Se focaliza en la tarea, se disminuye la dispersión que las propias situaciones estresantes conllevan.

Además de la gestión y uso de las redes sociales y otros medios de distracción que se usan a diario.

  1. La comunicación de calidad en las relaciones con los compañeros.

Al tener un mayor bienestar general eso repercute en tu entorno, favoreciendo la escucha y la comunicación más eficiente.

  1. Da paso a la creatividad.

Como ese estado de fluir que se consigue al estar atento a lo que se realiza. En este estado de m